ATENCIÓN, AVISO PARA HISPANOHABLANTES: RECOMIENDO ENCARECIDAMENTE VER LAS PELÍCULAS Y SERIES AQUÍ RESEÑADAS EN VERSIÓN ORIGINAL SUBTITULADA EN ESPAÑOL (V.O.S.E.)

domingo, 27 de marzo de 2011

Dragones y Mazmorras



Cuando era crío no eran pocas las series o películas protagonizadas por un grupo de jóvenes en busca de aventuras que me encantaban porque, siendo sincero, lo poco que sentía al ver este tipo de series era que a mi me pasara algo similar a los jóvenes protagonistas y así emprendiese una aventura igual de épica con mi grupo de amigos del colegio... Un ejemplo claro y directo de este tipo de argumentos en el cine sería la película de Los Goonies, y en cuanto a serie de televisión, de dibujos animados más bien, la serie de la que trata este artículo: Dragones y Mazmorras. ¿Quién no ha tarareado alguna vez el estribillo de la canción que sonaba en el opening de esta serie? (O como lo llamaba de pequeño, más simplemente y sin anglicismos: la canción del principio). ¿Qué persona, nacida en los años 70 u 80 (o incluso 90) no disfrutó con esta serie tan épica? Y es que épica es el primer adjetivo que le atribuyo al pensar en adjetivos que le sienten bien a esta nostálgica maravilla, maravilla que, vista desde una perspectiva más adulta, no solo sigue disfrutándose igual, si no que uno, inevitablemente, se fija en cosas que de pequeño veía de otra forma, o en detalles que muchos años atrás a uno se le escapaban... Claro que estos detalles son un punto negativo a ojos de un adulto, y es que una cosa tengo bien clara, series como Dragones y Mazmorras me siguen encantando más que nada, por encima de todo, por el sentimiento nostálgico tan intrínsecamente relacionado con ellas.


Para hablar del origen de la serie, es necesario trasladarnos a finales de la década de los 70, una época en la que los juegos de rol habían alcanzado un gran éxito, y ya a principios de los 80, momento en el que la compañía TSR (al cargo del juego de rol Dungeons & Dragons) y en coproducción con Marvel, comenzaron a emitir en 1983 una versión animada basada en dicho juego, dirigida a un público infantil y emitida en el conocido horario del sábado por la mañana en las televisiones estadounidenses, en la cadena de televisión CBS. Y aunque debido a su éxito incluso cambió su horario llegándose a emitir los viernes por la noche en horario de máxima audiencia, fue en 1985 cuando la serie perdió ese éxito, así como la aceptación por parte del público y de diversos sectores de llorones que llevaban un tiempo tachándola como una mala influencia, y finalmente fue cancelada por varios motivos de los que hablaré más adelante... En España se emitió en T.V.E., cadena de televisión pionera en mi pais que obtuvo los derechos y que, haciendo uso del doblaje sudamericano, la emitió entre 1985 y 1986 (año en el que nací, vaya). Según me comentaron los más mayores que yo, la emitían después del Telediario del mediodía, y antes de esas películas del fin de semana que Televisión Española emitía por aquel entonces (no se si se seguirán emitiendo, pues hace años que no enciendo la Televisión de forma rutinaria...) Ya que yo nací en 1986, vi la serie en una reposición que emitió Antena 3 durante los años 90, concretamente en el club Megatrix, conglomerado de distintas series dirigidas a un público infantil (recuerdo que en ese mismo programa fue donde volví a reencontrarme con otras series de mi infancia más temprana como Chicho Terremoto o la mismísima Bola de Dragón). Curiosamente, yo pensaba que Dragones y Mazmorras era sólo un comic que publicó la editorial cómics Forum años atrás (y es que esta serie tuvo una adaptación al cómic gracias a la editorial Marvel Comics). Sobra decir que estos cómics me encantaban, y al descubrir que estaban basados en una serie de TV (aunque seré sincero, por entonces pensaba que la serie era una adaptación de los cómics), y sin importar la temprana emisión de Dragones y Mazmorras (a las 8 de la mañana o incluso un poco antes algunos días...), no hubo capítulo que me perdiera, y es que tras ver unos pocos capítulos que tenían un "algo" que me enganchó y encantó, me convertí en un adicto a esa serie, montándome historias en torno a ella en mi descontrolada imaginación infantil cuando jugaba con mis compañeros de colegio o con mis muñecos y Legos... De hecho, tenía una figura de plástico de Venger (de una calidad un tanto mala por cierto), y siempre le ponía de malvado en las historias que me montaba con las demás figuras de plástico, independientemente de si se enfrentara a los Power Rangers en la mina del Oeste de Lego o a un grupo de dinosaurios de Parque Jurásico que unían fuerzas con los monstruos de Godzilla y Ultraman... Si, muchos monstruos y escenarios extraños, pero como decía la serie "llegamos a un mundo fantástico, lleno de seres extraños..." ¿Y qué hay más fantástico y extraño que la mente de un chavalín criado en medio de series de ficción y fantasía tan míticas y fantásticas como esta? En fin, divagaciones y recuerdos tan bizarros y comunes de mi infancia aparte, paso a hablar del argumento y de algunos personajes (todos los del grupo, más el amo del calabozo y Venger, estos dos últimos como las dos caras de la misma moneda...)

¿De qué va?

La premisa de la serie es bien simple, y con tan sólo ver el opening uno ya sabe de qué va. Podría poner un buen párrafo lleno de sabiduría y tecnicismos contando de qué va, pero prefiero dejaros con el citado opening, que en España, y a diferencia del original, contó con un tema musical gracias al grupo infantil Dulces (el opening original estadounisense no contaba con ninguna canción, solamente nos mostraba las escenas que también se nos mostraron en el opening que nos llegó, sin el acompañamiento de ningún tema musical que enmudeciera los efectos de sonido y las voces de los personajes).



Algunos personajes

Hank: Hank es el arquero, y sobre él recae el liderazgo del grupo. Además, de todos los del grupo es el más mayor (quince años, que tampoco es mucho aunque aparente más...) Es todo un líder nato, y por lo tanto adopta este puesto de una forma totalmente natural... De todos los personajes, Hank es en mi opinión el personaje que menos evoluciona a lo largo de la serie o dicho de otro modo, el que está más definido desde un principio, aunque podemos ver en algunos capítulos en los que tiene mayor protagonismo que el resto del grupo el fuerte lazo que lo mantiene unido al resto de sus compañeros, a pesar de las continuas quejas de Eric, único integrante que siempre pone en entredicho las decisiones tomadas por Hank, y es que Hank no asumió el líder por voluntad propia, simplemente proponía algo, y el resto del grupo (excepto un duvitativo Eric), accedía a lo que éste dijera sin más, como si el plan fuera un auténtico suicidio.

Eric: el caballero, aunque de caballero tenía poco. Eric es el típico personaje que, a pesar de desprestigiar a sus compañeros como si éstos fuesen unos inútiles, no duda ni un segundo en escudarse tras ellos en cuanto surgen problemas, de la misma forma que él los escuda con su escudo mágico ante el peligro... Es de familia rica, y eso se nota por su comportamiento de "niño mimado y malcriado", aunque he de decir a su favor que, al igual que ocurre en otras series Eric es ese tipo de personajes más normal, el que toma decisiones más lógicas y realistas... Quiero decir, si a uno se le aparece un dragón que escupe fuego por la boca dispuesto a matarle, lo normal de primeras (a no ser que uno sea un matadragones o esté armado con un super arma infalible), es salir huyendo ¿no? El caso es que esto no siempre será posible, ya que aunque sea el primero en salir por patas, raras veces sus compañeros le siguen... He de decir que Eric era mi personaje favorito, me encantaba su hilarante forma de ser (si, me hacía gracia), sobre todo por el hecho de adoptar con tanta naturalidad el papel de remedio cómico durante la serie, protagonizando escenas tan ridículas que a uno le hacían sonreir. Ahora que claro, ridículas eran, pero él bien que se las buscaba...

Sheila: junto con Hank, Sheila es la mayor del grupo, además de ser la hermana de Bobby. Su "arma" es una capa mágica que la hace invisible... No esperéis que dispare mortales campos de fuerza invisible, ni nada de eso... Sólo se hace invisible, corre, roba, y ya. Una de las cosas que me parecen más curiosas de este personaje es esa habilidad para volverse invisible y que los monstruos no la oigan a pesar de que haga mucho ruido, en algunas escenas llegaba a pensar una de dos, o la chica es extremadamente sigilosa, o los enemigos están sordos y son tontos... Que creo que va a ser esto último. Durante la serie, no fueron pocos los que pensaban que Sheila era la novia de Hank, y no es de extrañar porque no fue sólo una vez cuando se abrazaba a Hank a la mínima, además del trato que Hank tenía con Bobby, como si fuese también su hermanito... ¿Querría un beso de agradecimiento por parte de Sheila? En fin, no hay mucho más que decir de Sheila, sólo que su personalidad es prácticamente nula... Resumiendo en una sola frase: Sheila es la típica mujer florero de la serie.

Bobby: el hermano de Sheila, pequeño pero matón, prueba de ello su temperamento impulsivo, agresivo y tan dado a la violencia, sin importar las consecuencias negativas que podrían derivar de sus acciones... Bobby usa poco la cabeza, asi que el papel de bárbaro le sienta como anillo al dedo, repartiendo mazazos a diestro y siniestro y contra todo lo que pilla, este vivo o no, o al aire... ¡A lo que sea, el caso es blandir el mazo! Tiene una relación especial con Uni (no penséis mal desgraciados...) a quien adopta como mascota, lo cual traerá serios problemas al grupo cuando tienen la oportunidad de regresar a su mundo de origen (volver con una cria de unicornio y adoptarla como mascota en el mundo real sería algo raro ¿no?) En fin, no soportaba a este personaje... Por algún extraño motivo, no podía con él... Me crispaba cosa mala.

Presto: Presto es el friki del grupo. Perdón, el mago. Este personaje, bastante callado por cierto, y siempre con un semblante temeroso, no duda en sacar de su gorro de mago cualquier cosa que pueda servir de ayuda. Lo malo es que siempre saca cosas que no sirven para nada (al menos de primeras), pues para que el gorro funcione ha de tener una gran determinación y seguridad, características de las que Presto no es que esté muy sobrado que digamos... Dada su inseguridad, es bastante dependiente de sus compañeros, sobre todo de Eric (toma ya, no tenía mejor persona en la que apoyarse). Aún recuerdo, o mejor dicho, nunca olvidaré esa absurdísimamente sublime escena en la que él y Eric están rodeados de enemigos, y Eric le sugiere sacar un portaaviones. Debe ser que a Presto le entró un subidón de autoconfianza o algo, pues sacó de su sombrero todo un portaaviones, en serio, con aviones incluidos y todo. ¡Esto si que es un mago y lo demás es tontería! Sobra decir que Presto, al igual que su citado amigo, eran los alivios cómicos de la serie, aunque tampoco es que la serie fuese el colmo de la seriedad ni muchísimo menos... El pobre de Presto siempre acababa protagonizando escenas absurdas e irrisorias sin comerlo ni beberlo... Bueno, también hay capítulos en los que uno se toma algo en serio a este personaje, que tampoco llega a ser un pringado del todo, ojo...

Diana: una de las cosas más curiosas de Diana era que recibió una pértiga extensible como arma, y la habilidad de acróbata... ¿Pero qué tendría en la cabeza el Amo del Calabozo al otorgarle esa arma y ese papel? El caso es que a Diana no pareció importarle, y al igual que el resto de sus compañeros acepta el papel sin poner pegas ni quejarse (bueno, Eric es un caso aparte...) Curiosamente, me parecía el personaje más elaborado o mejor dicho, con una personalidad más fuerte que la del resto, aunque también es cierto que ésta no fue muy desarrollada que digamos... De hecho en uno de los capítulos finales se intentó profundizar en su forma de ser dándole el protagonismo del capítulo después de un fallido primer intento, pero para lo que sirvió... Lo que no comprendo es porque no fue la líder del grupo, y sí el hombretón rubio de Hank... ¿Racismo o machismo? En fin, será mejor que deje de divagar... Porque como empiece a hablar del machismo de Dragones y Mazmorras... El caso es que Diana era en mi opinión un personaje menos plano que el resto, pero que tuvo la mala suerte de que los guionistas pasaran de ella...

Uni: vale, si, se que en esta imagen sale demasiado realista... Pero es que el simple hecho de poner una imagen en la que salga únicamente Uni dibujado como en la serie es algo terrible, más que nada porque no soportaba a este pequeño unicornio que se limita a transportarse cada muchas horas y a balar incesantemente hasta el punto de crispar al espectador... Vale, si, es la mascota del grupo y tal pero... ¿No se podía estar callado? Los chicos conocen a Uni nada más llegar al mundo de origen de este animalito, y Bobby se encariña perdidamente de él a los pocos segundos... Curioso, los dos personajes que más odiaba eran amo y mascota. Si es que como se suele decir, Dios los cria y ellos se juntan...

Amo del Calabozo: misterioso personaje, el Amo del Calabozo es quien les otorga al grupo de chavales sus armas con poderes, para que así puedan defenderse ante todos los peligros... Tras esto, entre acertijos indescifrables (pero que luego los chicos descifran sobre la marcha como si nada), les dice como poder escapar de ese mundo, lo cual tan sólo es una treta para que éstos combatan al mal arriesgando su vida, para que luego pierdan la oportunidad de retornar. No entendí nunca al Amo del Calabozo, y quizás uno de los motivos por los que me encariñé con el personaje de Eric no sólo fue porque éste odiaba a los mismos personajes que yo (vale si, parece ser que sólo me gustaban Eric, Presto y los malos, y es que es verdad...), si no porque opinaba lo mismo que yo sobre el Amo del Calabozo. ¿Por qué no les decía claramente como volver y se dejaba de absurdos enigmas? Ahora que claro, la presencia de este personaje era totalmente intrigante. Sabíamos que era superpoderoso, capaz incluso de vencer a Venger si se lo propusiera (cosa que no hace), y más adelante descubrimos el porqué de su comportamiento y de su relación con el villano. Aún así, si éste personaje veía el futuro (a mi que no me timen, algunos de sus enigmas eran descripciones exactas de lo que iba a suceder), ¿por qué se preocupaba por el futuro? ¿O era un farol? Porque que los chicos fracasaran y éste siempre se mostrara sonriente cual mamón... Es más, ¿por qué eligió a estos niños y no a unos adultos más aptos? ¿Se divertía fastidiando a chavales que iban al parque de atracciones? ¿No podía ocuparse él de todo? En fin, maldito enano.

Venger: este personaje mola, mucho. Creo que no hace falta decir más, pues Venger para mí era uno de los motivos que me hacían ver Dragones y Mazmorras con emoción. Lo curioso es que antes de ver la serie, ya tenía un muñeco de plástico de Venger, el cual como ya he dicho antes siempre usaba de malo cuando jugaba con los Power Rangers, piratas de Playmovil y demás parafernalia... Asi que el hecho de ver que era el malo de una serie de televisión que me encantaba, y al mismo tiempo ver que la serie era tan variada como las historias que yo me montaba con mis juguetes hizo que como poco me emocionara cada vez que aparecía. De hecho, un capítulo en donde no salía Venger para mí era un capítulo vacío, como si le faltara algo... De la misma forma que Hank es el arquetipo de héroe, Venger lo es del malo de la historia; de hecho, y como decía la canción del opening rítmicamente era "la fuerza del mal". Como todo buen malo de fantasía infantil que se precie, Venger gobierna gran parte del mundo, aunque no todo claro está, y a su servicio están todo tipo de criaturas, a las que castiga severamente si fracasan en su misión, mostrando una frialdad propia de otros villano de ficción como Darth Vader, villano de otra saga fantástica al que se asemeja mucho, no sólo por el trato a sus tropas si no también por su origen y relación con el Amo del Calabozo. Curiosamente, Venger teme a Tiamat, un dragón de cinco cabezas super molón que, al igual que él, no se nos dice en ningún momento de donde procede, aunque si dónde habita... Y bueno, mención especial se merece su caballo negro llamado Pesadilla, el cual siempre que aparecía me hacía preguntarme como se sentiría Venger al ser consciente de que su caballo, al contrario que él, podía volar sin necesidad de alas.
"El muñeco en cuestión"

Sombra Espía: la mano derecha de Venger es este personaje, una sombra alada... Que se limita a eso, a permanecer en la sombra, espiando a los buenos... Se ve que Venger como villano no ganaba lo suficiente como para contratar a una red de espías o comprar un buen número cámaras de vigilancia a lo largo del mundo, o algún espejo que todo lo ve, etc... Mención especial merece este personaje porque, vamos a ver, se junta con Venger. Un personaje con tan buen criterio a la hora de hacer amigos merecía como mínimo aparecer aqui, ¿no creéis?

Tiamat: bien, tenemos a un superdragón gigante cuyo poder supera al de Venger, que anda a su bola por ahí (siempre y cuando no se tope con Venger) y que dispara a la vez fuego, hielo, gas venenoso, etc... ¿Mola o no mola? Yo digo que más mola, no hace falta decir más.

Una de las cosas que más me llamaban la atención de esta serie era el hecho de que, a pesar de ser personajes con una personalidad tan distinta entre sí, se mantuvieran unidos a lo largo de la aventura funcionando como grupo (tampoco es que tuvieran otro remedio), a parte de que ya antes de entrar en el mundo de Dragones y Mazmorras éstos eran un grupo de amigos, el típico grupo de amigos que va a pasar un día divertido al parque de atracciones, día que para ellos acaba convirtiéndose en una aventura totalmente surrealista y sobre todo fantástica. De esta forma tenemos la personalidad de Hank, desde el principio de la serie totalmente definida y sin apenas evolución (de hecho, y en mi opinión, es el personaje más plano y totalmente definido ya desde un principio), con una personalidad propia de un líder por naturaleza, totalmente decidida, en contraposición con la de Eric, personaje temeroso y arrogante pero que en teoría, y dado su rol de caballero, debería ser el líder, algo que no es debido a su forma de ser. Esto es algo bastante curioso ya que los personajes no se comportan de acuerdo al arquetipo del rol que les es asignado por el Amo del Calabozo, ni tampoco es que tengan una apariencia similar a dicho arquetipo. Por ejemplo, cuando a muchos se les nombra a un mago medieval, en la mente conciben al típico anciano de barba y túnica bien largas, y si eso con un sombrero puntiagudo, con un dominio de los poderes mágicos sin igual... Pues en Dragones y Mazmorras ese rol recae en Presto, que viene a ser el típico joven con gafas "geek" o "nerd" del grupo, el típico integrante de un grupo más "friki" que el resto, y que en la mayoría de los casos, por no decir siempre, acaba conjurando por medio de su sombrero lo que no desea (ahora que lo que invoque acabe siendo útil o no ya es otro tema...) El único personaje que se comporta de acuerdo a su rol destacando por ello o, dicho de otro modo, le sienta como anillo al dedo a diferencia del resto de sus compañeros es al pequeño Bobby, pues su papel como bárbaro es totalmente compatible con su naturaleza impulsiva e inconsecuente, demasiado dada a la violencia, en donde el uso de la razón brilla por su ausencia... De todas formas, esta es una forma un tanto superficial de ver la relación entre los personajes y su rol, ya que visto de otro modo podemos ver como Eric recibe el papel de caballero al ser su arma el escudo, un arma que le sienta muy bien como el cobarde que es, cubriéndo con habladurías que engrandecen su persona a su verdadera forma de ser; Presto es el típico empollón al que le fascinan las ciencias y lo desconocido, de ahi su sombrero mágico, del que puede salir cualquier cosa... O Hank, que es valiente y siempre está dispuesto a plantar cara al rival sin temor, pensando antes de actuar de la misma forma que apunta antes de disparar sus rápidas flechas. El caso es que, a pesar de las diferencias entre ellos y sus roles, los cuales algunos asumirán más que otros, todos forman un grupo de seis personas (más insoportable mascota de cuatro patas) bien unidas entre sí en pos de un objetivo mayor, que es el de regresar al mundo real, objetivo ensombrecido en ocasiones por el de ayudar a alguien o derrotar al malvado Venger, quien les frustra mucho de sus intentos de retornar al mundo del que provienen. Pero sea defender un pueblo, a una raza de monstruos bondadosos, a una tribu de ewoks o enfrentarse a Venger o a alguna otra criatura, por encima de todo siempre está el objetivo primordial de regresar a su mundo...

Curiosamente, y volviendo a hablar de los roles de cada uno de los personajes, cabe destacar el rol de Sheila, el de "Ilusionista" o "Maga", este último rol tenía el mismo nombre que el de Presto, aunque quedaba bien claro que era bien distinto al de éste... Originalmente, su rol iba a ser el de "The Thief", dicho en castellano el de "La Ladrona". Puede que fuese por un error de traducción o que a la hora de ser doblado su rol fuese convertido al de Maga, debido al hecho de que en una serie dirigida a un público infantil el que un personaje tuviese el rol de ladrón fuese una mala influencia... ¿Os imagináis como las niñas que ven esta serie, dispuestas a imitar a Sheila, se ponen una capa o sábana encima suya y se ponen a robar por ahi? Ains las series infantiles y sus terribles y desastrosas influencias como dicen algunas sociedades... Sociedades como la estadounidense Coalición Nacional de la Violencia Televisiva, que calificó a Dragones y Mazmorras como la serie estadounidense más violenta emitida en la programación infantil de dicho país.

Al contrario de lo que muchos creen, la serie no fue cancelada por motivos religiosos o debido a las continuas protestas de asociaciones de padres o de defensa de los menores y demás... Según TSR, propietaria de los derechos de los productos relacionados con Dungeons and Dragons, sólo se había firmado para realizar dos temporadas, aunque finalmente fueron tres (muchos consideran a la tercera temporada parte de la segunda debido a su corta duración). Y ya para cuando se emitió la segunda temporada, ni productora (Marvel) ni propietaria de los derechos estaban muy dispuestos a renovar el contrato, todo debido al tono que estaba teniendo en esta última temporada la serie y a las críticas recibidas... Viendo que se aproximaba la cancelación de la serie, el guionista Michael Reaves recibió la proposición de escribir un capítulo final para la serie, que tuviese un final bien marcado pero también abierto, dejando las puertas abiertas ante una posible cuarta temporada en un hipotético futuro... Reaves escribió este capítulo final, titulado "Requiem", y cobró por ello. Sin embargo, este episodio no se produjo, y la serie terminó de forma inconclusa con el episodio en el que los protagonistas conocían a una raza de diminutos dragones mágicos, un episodio horrible que en España, debido al orden de emisión alterado de los episodios, fue el penúltimo. Esto era de agradecer, pues el episodio que se emitió en último lugar en España nos mostraba en su final como el Amo del Calabozo les comunicaba a su grupo de pupilos que conocía a un tipo que podía devolverles al mundo real, dejando así un final abierto pero no tan inconcluso y tan horrible como sucedió en Estados Unidos...

A pesar de la citada alteración en el orden de emisión, eso no suponía ningún problema, ya que todos los capítulos tenían un tono autoconclusivo, a pesar de que a lo largo de ellos, en conjunto, podíamos apreciar como algunos de los personajes del grupo evolucionaban, algo que queda bien claro en ese sentimiento de resignación a la hora de permanecer en ese mundo de Dragones y Mazmorras, mundo que en la primera temporada están desesperados por abandonar lo más pronto posible, y en la tercera temporada muestran un sentimiento más como de resignación, como si hubiese un objetivo más importante que han de cumplir para poder volver a su mundo en paz. Objetivo que era el de derrotar al mal, derrotar al mismísimo Venger y a otras fuerzas malignas por encima de éste; como se vería en los últimos episodios, episodios que, a pesar de mantener el imperante tono autoconclusivo, si que mantenían una estrecha relación entre ellos a pesar de estar separados por otros capítulos intermedios... Ahora que no me preguntéis el porqué esos chicos habían sido "elegidos" como los valientes que traerían la paz y el bien al mundo, es una serie para niños, no hay un motivo bien claro y sobre todo lógico en muchas cosas... En un principio la calidad de animación es poco menos que sobresaliente (para una serie de televisión de la época entiéndase), con escenas realmente impactantes como aquella en la que el grupo protagonista derrumba una fortaleza de Venger y luego éste se manifiesta ante ellos, proyectando su imagen a gran tamaño de una forma que solo podría calificar literal y metafóricamente hablando como enorme. Según wikipedia, la animación es japonesa, algo que de vez en cuando se notaba algo, de hecho cuando la vi por primera vez pensé que se trataba de una co-producción japonesa con otro país occidental, como otras tantas series de mi infancia.

Pero de la misma forma que la en un principio sobresaliente animación va disminuyendo su calidad a lo largo de la serie, es en la tercera temporada donde los argumentos y guiones de la serie llegan a su punto más bajo... Así tenemos una primera temporada introductoria (recuerdo con especial cariño el primer capítulo que vi, que fue el de "En busca del Amo del Calabozo", en el que éste era secuestrado por una raza reptiloide), en la que los argumentos siguen una estructura similar: normalmente todo comienza con el grupo protagonista avanzando a pata por uno de los muchos escenarios fantásticos que aparecen a lo largo de la serie, hasta que se encuentran o bien con una persona o varias personas (o, mejor dicho, seres que necesitan su ayuda), o a veces acuden a un lugar en donde son necesitados gracias al Amo del Calabozo, quien entre enigmas les encomienda la misión, diciéndoles del mismo modo entre metáforas, que si la completan podrán regresar a su hogar. Este objetivo final siempre es frustrado sea por la situación o por culpa de la intromisión por parte de Venger. A pesar de ello, tenemos una primera temporada en la que se comienza a incidir en la psicología y sobre todo personalidad de cada uno de los integrantes del grupo (que tampoco es que sea una psicología con mucha chicha, ni siquiera es mínimamente compleja), envolviéndoles en situaciones bastante diversas entre sí a pesar del argumento base claramente presente entre capítulo y capítulo. Tras esta primera temporada, es en la segunda temporada, a partir del episodio 14 (éste incluido) cuando estos conceptos en torno a los personajes se explotan al máximo, avanzando un paso más a la hora de tratar a los personajes, metiéndoles en situaciones más complicadas y, dicho sea de paso, algo más complejas y, sobre todo, variadas. Variadas como cada uno de los episodios, y es que una de las cosas que más me encantaban de Dragones y Mazmorras era que en un solo episodio... ¡Pasaban mil cosas! Es más, recuerdo cuando a veces, mientras se emitía, me iba a la cocina a por el desayuno, y al volver... Me encontraba con que los personajes estaban en un escenario totalmente distinto (pero igual de fantástico), enfrentándose a un monstruo igual de impresionante y tan distinto del resto de monstruos como los escenarios... Sin duda la segunda temporada es mi favorita, siendo ésta la más completa, a destacar esos capítulos en donde por separado la personalidad de cada personaje adquiere más relevancia o protagonismo, teniendo episodios en los que uno de los componentes del grupo adquiere mayor protagonismo durante el capítulo ensombreciendo al resto con dicho papel, pero sin llegar a hacer sentir de cara al espectador al resto de los personajes como prescindibles, ni mucho menos... Por ejemplo, tenemos un capítulo en donde Presto cobra bastante protagonismo a la hora de enamorarse de una chica en peligro, otro en donde sucede algo similar con Diana, o un capítulo mayormente protagonizado por el arrogante Eric, en donde el Amo del Calabozo le entrega sus poderes o buena parte de ellos...

Es hacia el final de esta temporada donde se emitió uno de los capítulos más recordados de la serie, seguramente por su impacto o por el tono oscuro que, aunque en esta segunda temporada fue mayor que en la primera, es en este episodio titulado "El cementerio de dragones" en donde adquiere especial presencia... Y es que aunque a ojos de un adulto no impacte tanto (aunque si llame la atención por su tono), es de esos capítulos que quedan grabados en la mente de un crío, un crío como el que yo era... En aquel capítulo, Venger impide una vez más que los chicos puedan volver a su mundo, y aunque como ya dije antes en esta segunda temporada los personajes aparentaran tener un sentimiento de resignación a la hora de regresar de vuelta a su mundo, todo era eso, una apariencia... Por eso, en este capítulo digamoslo así "estallan", hartísimos de permanecer en ese mundo de fantasía épica lleno de seres extraños... Dicha furia recae en Venger, ya que no era la primera vez que por su culpa perdían la oportunidad de volver, aunque si se habían dado situaciones en el pasado en la que habían vuelto pero por diversos motivos no les quedó otro remedio que regresar a los pocos minutos (o al minuto, especifico). De esta forma, el hecho de que Venger frustre en más de una ocasión la posibilidad de volver a sus hogares, lleva al grupo principal a tomar la decisión de buscar a Venger y matarle sin piedad, para que así las posibilidades de retorno aumenten considerablemente, ya que Venger, a pesar de no salir en unos pocos episodios, si sale en la mayoría, representando así el mal siempre presente sea desde las sombras moviendo los hilos de alguna poderosa criatura (pero no más que él), o enfrentándose directamente al grupo de jóvenes protagonistas. Así, dispuestos a derrotarle, y tras pedirle ayuda de forma poco educada al Amo del Calabozo, le proponen un trato a Tiamat, impresionante y poderoso dragón de varias cabezas al que Venger teme, en una especie de dimensión a donde van a parar los dragones a la hora de morir, de ahí el nombre del lugar, "el cementerio de dragones", escenario en donde descubren que es de allí de donde provienen sus armas, y es en donde se enfrentan a Venger, poniéndole contra la espada y la pared, en una escena en la que Hank le apunta con su arco a matar, teniendo una oportunidad de oro de matarle. Esta escena provocó un gran revuelo en torno a asociaciones de padres, los cuales, exageradamente, la tacharon de violenta y poco moral para una serie infantil, cuando tampoco era para tanto... Aunque he de decir, y esto lo digo por experiencia bastante personal, que yo me quedé sorprendido al ver dicha escena en la serie, pero lo que importó de verdad era la moraleja final del capítulo (a todos los que no sepáis dicha moraleja, miraros la serie, pues no la voy a desvelar aquí...) Y ojo, a pesar de haber provocado este revuelo, dicho capítulo fue retocado antes de ser emitido, por el alto grado de violencia o drama. Se ve que la serie había llegado a un punto en el que de dar un paso más allá, hubiera abandonado ese tono infantil, y es que Dragones y Mazmorras, al igual que muchas otras series o películas aparentemente infantiles, tenía algunas historias mínimamente más adultas con moralejas bien claras, pero claro, todo bien cubierto por varias capas de "infantilidad", algo de una forma supercicialmente bien presente de principio a fin...

Sobre todo a fin... Porque es en la tercera temporada, de tan sólo seis capítulos, en donde la serie pierde toda la gloria que se había ido granjeando desde la primera temporada... De estos seis últimos capítulos, la mayoría tienen unos argumentos demasiado "light", más propios de series más infantiles de la época como los "Osos Amorosos" o "Barbie conoce a Mi pequeño Ponny" (vale, si, esto último me lo acabo de inventar...) Eliminando o, mejor dicho, rebajando considerablemente el tono épico y sobre todo dramático de la serie, algo que demostraban con creces en capítulos de un tono infantiloide como el ya mencionado capítulo de los pequeños dragones mágicos, o absurdos como el de la hermana de Venger, quien era igual que él, con la misma ropa incluso, pero con un toque levemente femenino... Sin comentarios. Todo esto fue debido a las incesantes quejas por parte de las asociaciones de padres o de protectores de menores hacia productos que éstos consideraban infantiles solo por el simple hecho de que se emitieran en horario infantil, algo que derivó en esta clase de capítulos finales, capítulos muy criticados por parte de los fans y seguidores de la serie, provocando que al poco del comienzo de esta tercera temporada las audiencias disminuyeran considerablemente, hasta el punto de ser cancelada, dejándonos a todos sin ese grandioso, impresionante y épico final en el que se nos desvelarían todos los misterios en torno al Amo del Calabozo y Venger y la relación entre ambos, episodio que solamente fue escrito... Ah, y como anotación especial... Y bastante especial de hecho, algo que en su día me cabreó bastante, fue que en España cambiaron en estos seis últimos capítulos las voces de los personajes. En la primera y segunda temporada tuvimos un más que digno doblaje latinoamericano, con una voces expresivas, con sentimiento, etc... que les sentaban muy bien a cada uno de los personajes, voces con las que los jóvenes espectadores nos encariñamos para luego toparnos con que en los seis últimos capítulos estas voces eran sustituidas por unas voces pobres, sin sentimiento, que hacían que viésemos los capítulos sintiendo algo de pena incluso... Fue un cambio radical que hizo que al igual que muchos otros perdiese cierto interés por la serie, aunque no se si esta pérdida de interés hacia el final fue más por el hecho del cambio de doblaje o por el cambio del tono o esencia de la serie...

En fin, lo que esta claro es que Dragones y Mazmorras es una serie más que me marcó, de primeras de eso no hay duda. Años después, y tras un revisionado reciente, he podido comprobar de una forma mucho más clara como la serie parte de una primera temporada "de prueba" en la que busca su tono, desarrollando conceptos, etc... Hasta llegar a una segunda temporada en donde dichos conceptos son explotados al máximo en la medida de lo posible, en lo que a una serie dirigida a un público infantil se refiere, alcanzando su punto álgido en el capítulo "el cementerio de dragones". Tras este episodio, la calidad tanto de animación como argumental disminuyen considerablemente, amén de aquel cambio de doblaje que incluso ahora lo he notado más que cuando era crío (y es que cuando uno es pequeño, no se fija tanto en la calidad del doblaje, pero si un doblaje ya me molestó de pequeño... ¡ahora no tiene ni perdón de Dios!) En definitiva, tenemos una serie con un ascenso increscendo, ascenso que al llegar a cierto punto se mantiene ofreciéndonos capítulos de una calidad igual de notable entre sí, pero que en la tercera temporada descienden hasta ofrecernos un final que no hace justicia a la serie, y es que es un final inconcluso, sin ir más lejos... Pero bueno, Dragones y Mazmorras al igual que muchas otras series, y a pesar de las quejas de diversas asociaciones durante los 80, tuvo el valor de ir un paso más allá a la hora de tomar más en serio a la audiencia infantil... Algo valiente si, pero que al igual que en muchos otros casos pagó con ello al final, siendo así una serie incomprendida de su época por parte de un determinado sector que la llevó a su ruina y final cancelación, sector que bien que se hizo notar... A veces me pregunto, ¿hubiera sido una serie aún más mítica de haber continuado con una tercera o incluso una cuarta temporada con una fórmula similar o incluso mejor a la de la segunda temporada? No me cabe duda de ello...En fin, dejando de lado sus pros y sus contras, y lo que fue y lo que pudo llegar a ser, no me cabe duda de que Dragones y Mazmorras es una serie mítica, de esos tiempos pasados en los que la mayor preocupación de un niño como el que yo fui era el perderse el próximo episodio de una serie tan fantástica... Preocupaciones para muchos de tiempos más simples, pero por entonces tan llenos de fantasía...

11 comentarios:

El Tipo de la Brocha dijo...

Algunas de las ilustraciones que has escogido para el post son muy buenas, sobre todo por el color, que en la serie era bastante plano. Lástima que no se pueda hacer una serie de dibujos animados con esa calidad, aunque sí que podían haber producido una película con ese estilo más detallado a modo de final. Se puede soñar...

Roy D. Mustang dijo...

La verdad es que una cosa que no comprendo es como hoy en día, con los medios que hay, nadie se ha decidido o se ha esforzado en hacer el último episodio en forma de película por ejemplo, como tu has dicho... Hace un tiempo me llegaron rumores de que un grupo de fans estaban haciendo el último capítulo partiendo del escrito que circula por Internet de "Requiem", aunque no se mucho más de eso...

Yota dijo...

Un gran post como nos tienes acostumbrados, jejeje. Decir que la serie me encantaba y que todavía tengo en casa todos los muñecos, verger incluído.

Miyu dijo...

Diana era mi favorita en verdad XD.
Por cierto, el opening no era de Parchís?? O__O es que me he quedado muerta xDD yo pensaba que sí o_O

Roy D. Mustang dijo...

Hahaha pues no, no era de Parchís... La verdad es que todos pensábamos eso, hasta que llegó Internet.

Ita dijo...

Me encantaba dragones y mazmorras
Hace poco me la bajé para reeverla, y adoro a Eric. Puede que sea un "cobarde", pero me he fijado en que siempre dice lo que todos deben pensar y nadie comenta, como lo de que el Amo del Calabozo se deje de acertijos y les diga las cosas claras.

Sobre el ultimo capitulo...jor, porque no hacen un final en versión peli o un capitulo? (y no la cosa esa que hicieron con el titulo de la serie...¬¬")
Hay un capitulo en el que una niña ve el futuro, y ve al Barbaro de vuelta en su mundo...asi que a mi por lo menos me gusta imaginar que volvieron a casa *-*
Maldita Uni...que nunca la querian dejar atrás para volver a casa u_ú!

Muy buen pooost ;) Saludoos!

Roy D. Mustang dijo...

@Ita: pues si la verdad, yo también pienso que al final volvieron a casa (y esto es algo que siempre he pensado... Porque lo de Bobby... Era algo bien obvio). No como esos rumores que circularon en los 90 de que en realidad los niños murieron en el parque de atracciones y que todas sus aventuras en el mundo de Dragones y Mazmorras eran ya en el "otro mundo" o mundo de los muertos xD... Muy tétrico esto último. Ahora que hubiera sido bastante bueno que, en el último episodio, dijesen esto. Me pregunto como de mal hubieran reaccionado las distintas asociaciones ante tan macabra e impactante revelación xD...

Sheila dijo...

>.< Me encanta esta entrada. Por muchas muchas razones.
La primera y más importante de ella es que me llamo Sheila gracias a Sheila de Dragones y Mazmorras, mi hermana que es 9 años mayor que yo era gran fan de la serie y cuando mis padres le preguntaron cómo querían llamarme ella dijo "Sheila" sin dudarlo, la cosa es que no se pronuncia "Sheila" sino SHila", algo que mis padres no lograron comprender, pero que agradezco en el alma. Me encanta esta entrada Alberto ^^, se ven poquísimas cosas de Dragones y Mazmorras y mucho menos detalladas como tu post

Roy D. Mustang dijo...

Sheila: ¡Muchas gracias! Siempre es de agradecer que a uno le digan que sus artículos son muy detallados (que no repetitivos je, je). Lo curioso es que cuando te conoci, y me dijiste tu nombre, pensé: "anda, Sheila, como la de Dragones y Mazmorras". ¿Cómo no iba a pensarlo si fue una serie de mi infancia? XD

Old School Generation dijo...

Caray, que pedazo de artículo!
Es, como poco, el más completo que recuerdo haber leído sobre esta mítica serie de nuestra niñez.
Hace tiempo yo también escribí acerca de esta serie, publicando el guión de los capítulos finales que no llegaron a incluirse - con sorpresa incluída -, pero todo lo que puedo haber redactado peca de pobre y mísero en comparación con tu texto.
Por cierto, recuerdo con cariño otro reportaje sobre la serie, aunque no la página donde lo vi.
A grandes rasgos, la definición que daban de Hank era que quería "arrimarle la cebolleta a Sheila", o algo muy parecido.
Me arrancó varias sonrisas :)

eric odio los gnomos que dicen acertijos dijo...

pues ami me gusto mucho la serie soy de la generación del 90, así que no teníamos tantas censuras como antes, pero igual nos colgaron la serie durante la tercera

recuerdo que tenia un disfraz de eric que me hizo mi mama que es rolera por cierto su biblia es el señor de los anillos y Beowulf era una super rolera tenia las versiones 1.0 y 2.0 enteras del Dugenon con el manual de dioses y semidioses y el de monstruos, lo dejo al casarse con mi padre siempre veía la serie conmigo y de vez encunado mantenía corrigiendo cosas sobre el enano del amo de los calavosos y multiples quejas de por que tiamat es hombre siendo que en el juego de d&d es una deidad femenina decía que por que el hecho de ser tan poderosa la volvieran hombre era machista y creo que tiene razón

recuerdo que mi madre vio que yo tambien queria tanto el rol como ella que me compro la version 3 y 3.5 con todos los libros original cuando tenia 15 ya que la 1 y las 2 todavia las tiene ella y me las dio tambien, bueno volviendo con el tema.

para mi el amo y venger eran un solo ser mas grande, ya que el Dugenon and dragón el juego de rol uno como amo o máster también es el antagonista para sus roleros seguidores en sus historias, si me gustaria un final donde vuelven pero en realidad todo es una ilusión donde el mundo humano a sido dominado por mi amigo venger y la vision de la niña habia sido incompleta gracias a alguna treta de venger y esto se les revele mas adelante y luego de que regresaran tendrian que pelear en su mundo contra venger que en realidad todo el tiempo era el amo del calabozo y a la vez el dos partes que formaran un solo ser y los chicos tendrían que matar al maldito enano para ponerle fin a todo esto ya que si el muriera venger tambien.